Una persona de piel clara puede quemarse con sólo exponerse 15 minutos al sol de mediodía.

Consejos Enfermedades Prevención Salud

Los síntomas de las quemaduras solares son muy obvios:

– Enrojecimiento de la piel.
– Ampollas que pueden salir un día o incluso horas después.
– Reacciones como fiebre, escalofríos, nauseas o erupciones en la piel.
– Piel pelada días después de la quemadura.
Y aunque una persona de piel clara se puede quemar en minutos y una de piel oscura puede aguantar horas bajo el sol hay que tener en cuenta que los efectos al final son los mismos:
– Quemaduras de 1er y 2do grado.
– Envejecimiento prematuro de la piel
– Cáncer de piel. Aunque ocurre en la edad adulta, es resultado de exposición solar y quemaduras en la niñez.

Factores que contribuyen las quemaduras solares:

– Los bebés y niños pequeños son más susceptibles de quemarse.
– Los rayos del sol son más fuertes entre las 10:00 y las 16:00 hrs.
– Las lámparas de sol pueden causar quemaduras severas.
– Algunos medicamentos hacen la piel más susceptible a las quemaduras.
– Los rayos del sol son más cerca del trópico.
– El reflejo del agua, la arena o la nieve puede intensificar los rayos solares.

Las quemaduras sanan en unos 15 días, sin embargo, dependiendo del lugar donde esté la quemadura y su gravedad puede requerir tratamiento específico.

PREVENCIÓN

– La mejor manera de prevenir las quemaduras es evitando la exposición excesiva.
– En verano, tomar baños de sol pequeños y alargar la duración para que la piel se adapte.
– Utilizar protector solar.
– Renovar el protector cuando se sude mucho o haya un baño.
– Usa sombrilla para evitar sobre exposición.
– Los lactantes no se deben exponer al sol hasta los 6 meses.
– Y, hasta los 3 años, se debe limitar la exposición al sol.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *